Charla y monólogo: Pizza con piña

En Calle Manuel Llaneza, 8, Mieres

Ya ha pasado

Charla y monólogo: Pizza con piña

Cine y teatro

Empieza: domingo 17 noviembre 2019 Termina: domingo 17 noviembre 2019

Lugar
Auditorio Teodoro Cuesta - Mieres
Concejo
Más cosas que hacer en Mieres
Predición 06 dic
Mín 0 / Máx 0 °C

Publicado por admin

Charla y monólogo: Pizza con piña, de Elsa Ruíz
20:00 h.

Jornadas contra las violencias machistas NOV19

Elsa Ruiz, la cómica y colaboradora del programa presentado por Risto Mejide, ‘Todo es mentira’, denuncia en tono de humor los principales problemas que sufren las personas trans en España. Entre bromas, Ruiz, abiertamente trans, deja clara su postura sobre una sociedad que todavía maltrata a este colectivo.

Para ello, comienza dejando claro que es una chica trans, ni travesti, ni ‘travelo’, ni transformer. “Cuando eres una persona trans en nuestro país, no es un camino de rosas, porque aquí nos tienen que, ojo, cuidado, diagnosticar”. Y es que para acceder a las hormonas en España y, más importante, el cambio de nombre, un psiquiatra debe evaluar “que tú estás bien de la cabeza y que entiendes los riesgos médicos y de exclusión social que vas a sufrir por el hecho de ser trans”. Un atraso que espera remediar la nueva ley trans nacional que se encuentra paralizada en el Congreso de los Diputados.

No todas las personas trans desean hormonarse, pero en nuestro país no queda otra. Según la Ley trans de 2007, todavía vigente, una persona trans podrá acceder al cambio de nombre y género en el DNI solo si lleva un mínimo de dos años en terapia hormonal. A pesar de las trabas administrativas, Elsa admite que su entorno la ha apoyado siempre en su transición y lanza la primera ‘pullita’: “Estoy teniendo una transición tan bonita que ya le hubiera gustado a España”.

Otro problema al que se enfrentan estas personas es la dificultad a la hora de ligar. La transfobia interiorizada de la gente se convierte en fetichismo y Ruiz cuenta su experiencia con aplicaciones para ligar como Tinder: “Nos meten en la lista de ‘100 polvos que echar antes de morir'”. Además, aprovecha para dejar claro que si eres un hombre hetero y te atrae una mujer con pene, no eres gay. También suelta un merecido recadito al infame autobús de Hazte Oír: “Por mucho que se empeñe cierto autobús naranja en decirnos eso”.

La humorista termina haciendo un símil culinario para explicar su identidad y la de otros muchos: “¿A cuántos os gusta la pizza con piña? Y a los que no os gusta la pizza con piña, ¿consideráis que la pizza es menos pizza por llevar piña y a quien le gusta son unos desviados y unos invertidos? Yo soy una pizza con piña y estoy muy contenta con ella, la tengo desde que era pequeña.”

Con la versatilidad de este alimento prueba que da igual lo que le pongas encima, seguirá siendo pizza y, como de costumbre, estará buena. “Yo creo que pizzas y personas somos muy parecidas y va a resultar que esa conocida cadena de pizzerías tenía razón al decirnos que el secreto está en la masa”.